Llega la primavera. Buenas olas y sol. Binomio perfecto para escapar del frío y gris surf del invierno y liberar de una vez por todas a los pies de esos escarpines que los secuestran durante los maretones más fríos. Quizás no sean los días más grandes, pero seguro que son los más divertidos porque nos permiten jugar sobre las olas.

Marching to the nose, es ese juego, la mezcla de los elementos que hacen que el surf sea para Jan Latussek una forma única de expresión. Mini cámara, luz, olas y ganas de experimentar. ¿Qué más se puede pedir?