CÉBÉ lanza sus gafas de sol S’TRACK 2.0, ultra estables

Cébé es una marca nacida en el 1892. Pero a pesar de su antigüedad ha sido una marca conocida por su espíritu innovador e intrépido. Su objetivo es el de proporcionar el mejor equipamiento para los y las entusiastas del outdoor.

El modelo más técnico de la marca, las gafas de sol S’TRACK, son un perfecto ejemplo de lo que os explicamos.

Estas gafas han sido populares entre los runners durante muchos años y son la elección de campeones como François d’Haene y Jessica Pardin. Este año, el modelo de running experto de Cébé regresa en una versión modernizada llamada S’Track 2.0, y estará disponible en tamaños grandes y medianos para adaptarse a todo tipo de rostros.

Son polivalentes: sirven para running y para mountain bike. Están hechas para soportar todas las situaciones que normalmente desafían la estabilidad de las gafas de sol.Disponen de puntos de contacto extra, de manera que su ergonomía y su comodidad ofrecen una estabilidad máxima. Son modelos «2.0» gracias al diseño y la ergonomía de la tecnología S’Tech ™ exclusiva de Cébé.

Desarrollada para y con campeones deportivos, la tecnología S’Tech ™ está diseñada con una espátula en el interior de cada sien que se curva en forma de V creando dos puntos de contacto adicionales en la cabeza. Esto da como resultado un mejor equilibrio del peso de las gafas de sol y asegura una sujeción perfecta en la cara.

Las nuevas gafas de sol de Cébé están disponibles con la última tecnología de lentes de alto contraste de la marca, SENSOR. Desarrollada específicamente para mejorar la visión en entornos normales de carrera o ciclismo de montaña, la opción fotocromática SENSOR también se aclara u oscurece automáticamente para adaptarse a las condiciones climáticas.

El equipo de I+D de Cébé observó que al correr o ir en bicicleta, la percepción de los obstáculos en los senderos está vinculada a la percepción de los contrastes y colores del entorno. En exteriores, los colores principales son los verdes (árboles, hierba) y los rojos (senderos, rocas), que son los más difíciles de percibir por el ojo humano. Para ofrecer la mejor experiencia, el equipo de Cébé tuvo la idea de mejorar la percepción de estos colores específicos en todo momento. Esta nueva lente, fabricada en policarbonato inyectado que incluye pigmentos de color y pigmentos adicionales, permite a la marca crear su propia curva de espectro que:

•Maximiza la transmisión de 2 longitudes de onda: colores verde y rojo.

•Reduce la percepción del amarillo.

•Reduce la luz azul dañina.

Esta transmisión selectiva de la luz permite mejorar los contrastes, una mejor definición de los colores y una mayor claridad.

Consulta más información y los modelos existentes en su web: www.cebe.com/es/