Desafiando las leyes de la naturaleza



Waimea River es la creación del ser humano. Desafiando a las leyes de la naturaleza, unos jóvenes deciden juntar el mar y el río. Lo que parecía ser un pasatiempos de una tarde acabó siendo la formación de un potente y cargado flujo de aguas.


En el vídeo vemos como poco a poco se va ensanchando el canal; de un pie pasa a varios metros de ancho. Las aguas van tomando fuerza hasta llegar al punto de crear olas surfeables. Así, este riachuelo se convierte en un nuevo spot para los locales y cualquier visitante con ganas de olas y nuevas experiencias.



Sofía Nogués