Champiñones y un poco de surf en Barcelona

El viernes al medio día tuvimos uno de esos momentos mágicos, pasamos de plato a un mini bañito en la costa de Barcelona. Como no podía ser de otra manera, un montón de surfers crecieron como champiñones para poder disfrutar de ese momento, solo unas horas, luego el mar volvería a la calma mañanera de un viernes frío y soleado.

Fotografía: David Botello